Any, diseño y pensamiento


Any Ughelli, nació en Asunción un 29 de Diciembre de 1957, estudió arquitectura, pues la carrera de diseño no existía en Paraguay durante el periodo que ella estuvo en la facultad, se recibe de arquitecta en 1984.
Como diseñadora no existe una fecha específica de sus comienzos con la expresión gráfica, pero se podría poner como punto de partida los primeros años de la década del ´80.

Luis Ughelli, su hermano, eligió una frase que describiera a Any:
“Me encanta abrazar a la gente. Hay muchos que decaen porque nadie les da amor; hace falta amor porque si no, el espíritu muere. Hay gente que no está sola, que tiene familia, pero no tiene amor. Están solos espiritualmente y pierden rápido la esperanza; nadie les anima, nadie les habla”.
(De una entrevista publicada en la revista dominical del Diario “La Nación”, de Asunción, el 11 de enero de 2004)

El modo gráfico de expresión se confunde con el modo hablado, en los primeros años de la vida de Any Ughelli. Se podría decir que, al mismo tiempo de aprender el uso de la palabra como medio de comunicación, se dio en ella el impulso de darse a conocer a través del dibujo.
Incipientes cómics, personajes, animales, rostros, emergían de ella trascendiendo la rectangular forma de una hoja de papel, llegando a las paredes, los muros, las puertas y ventanas. Curiosamente – y afortunadamente – en su casa nunca hubo una prohibición tajante ante estas trasgresiones, sino una discreta tolerancia, que era entendida como luz verde. Quizás este factor haya sido determinante para su futuro como arquitecta, diseñadora y dibujante.
Su vocación tiene un soporte autodidacta, pero ella no descuidó, sin embargo, la importancia de conocer y aprender, asistiendo a cursos, talleres y otras oportunidades en el campo del arte.
Si bien encontró en la arquitectura el molde, al que se podría llamar formal, para su capacidad de expresión, fueron el dibujo y el diseño los cauces más fuertes en ella.
En los años 70, el Diseño como carrera no era aún conocido en Paraguay. Todo estaba integrado en la arquitectura y las artes plásticas, las denominadas artes gráficas, la publicidad.
Pero en los ´90 se llega a constituir el Diseño como carrera universitaria, determinando un mercado que demandaba la profesionalización de personas que, hasta ese momento, desempeñaban el quehacer de diseñadores y diseñadoras desde profesiones afines.
Es en este contexto que Any Ughelli ejercita sus talentos, paralelamente a su carrera de arquitecta. Primero con la ilustración, en la que destaca el dibujo, y luego con el desarrollo de una concepción propia del diseño. Un perfil relevante, en el conjunto de su trabajo, lo constituye el buen humor, la comunicación a través de la risa, de la alegría.
La aplicación en Paraguay del bagaje profesional en la elaboración de conceptos de diseño, elevó el nivel del trabajo gráfico. Any Ughelli – juntamente con otros diseñadores – acompañó este proceso, se surtió de él y fue aportando lo suyo en la valoración del diseño, especialmente a través del dibujo, campo en el cual, es considera la primera del país cuyos trabajos fueron publicándose de manera sistemática en diarios y revistas. Asimismo, numerosos son los textos y materiales bibliográficos diseñados e ilustrados por ella.
Una característica suya que no puede soslayarse es su convicción de que toda expresión debe tener una proyección social, porque toda expresión es comunicación y no se puede hablar de comunicación sin pensar en los demás. De ahí su dedicación a los niños (durante mucho tiempo desarrolló talleres de expresión con niños) y su tarea en el campo social y político: Luego del cambio de gobierno en Paraguay – 1989 – que terminó con una dictadura de cuatro décadas durante las que la expresión libre de hombres y mujeres era causa de luchas, destierros y muertes, se iniciaron las más variadas propuestas políticas. En este contexto, Any Ughelli también estuvo presente, trabajando en lo que sabía hacer: crear soportes de comunicación visual, que sumaran para el cambio en el país. Con el mismo Norte, también realizó trabajos en la Universidad Católica de Asunción, instituciones feministas, de derechos humanos, medioambientales, grupos de la tercera edad, entidades gubernamentales y no gubernamentales, entre otros sectores.
Si hay que buscar un denominador común en todo su proceso, podría hablarse de una plataforma afectiva en su trabajo. Nunca estuvo desprovisto de pasión, sin caer en actitudes irracionales; y nunca perdió de vista que el destinatario de todo tipo de comunicación es una persona y no un objeto de mercado.
Any Ughelli, victima de un prolongado cancer, trabajó con la misma pasión siempre, hasta poco antes del mediodía del 7 de febrero de 2004, en que falleció.

... Nuestra humorista tiene la certeza de ser la progenitora de ROSENDA, certidumbre que proviene de que sólo la maternidad es cierta y la paternidad un acto de fe.
Rosenda es un paradigma para muchas jóvenes, aquellas que no se atreven a vivir una vida autónoma y las que siguen esperando al príncipe que las despierte con un beso del largo sueño con que esta sociedad nos ha narcotizado a las mujeres pare tenernos prisioneras en la trampa de la vida doméstica, de la doble jornada y de la doble moral mientras ellos se ocupan de sus asuntos públicos bien proveídos de los instrumentos que todas conocemos.
Any sueña un planeta en que el que efecto dominó (el hombre “dominó” el mundo) se generalice y que el varón no domine más y juntos ambos los dos, diferentes y complementarios construyamos con amor y mucho sexo seguro, seguro desde la revelación del milagro llamado Viagra, la cultura de la paz, el desarrollo y la igualdad.
Extraido del libro El amor por siempre de Olga Caballero Aquino con ilustraciones de Any Ughelli


...Un compañero de viejos sueños de democracia y socialismo me dijo que le parecía notable que las feministas no hubiésemos elaborado nuestra imagen de sociedad perfecta. Traté de explicarle lo que proponíamos, que por cierto no era la perfección, pero a él le parecía poco. Menos mal que Any Ughelli imaginó y dibujó esa utopía que yo no pude explicar con palabras.
El cielo de Any es el futuro mejor. Ha cambiado la política. Mujeres y hombres participan paritariamente en el poder y se legisla sobre guarderías y otros temas hoy considerados de interés exclusivo de las mujeres. Como ya todos son responsables de sus hijos e hijas, los pañales son tema de pasillos institucionales...
Extraido del prólogo de Line Bareiro para el catálogo Así en el cielo como en la Tierra, exposición de dibujos de Any Ugehlli.

La visión de este blogger, acerca de Any
Conocí a Any hacia 1995, siendo estudiante de diseño, eran las primeras reuniones que un grupo de nuestros docentes y algunos profesionales hacian buscando formar la Asociación de Diseñadores Profesionales (ADP). Any estaba ahí, no era de las mujeres que se callaban, era de las pocas que podía pedirle a sus colegas masculinos que dejen hablar a los demás y estos le hacian caso casi instantáneamente. Yo había visto ilustraciones de Any con anterioridad gracias a su hermano Luis, que fue mi profesor de Semiótica, como todo estudiante no podía sopesar aún el trabajo que ella realizaba. Solo unos años después, ya víctima de su prolongada enfermedad, comencé a estimarla, admiraba su energía para requerirnos la cuota social de la ADP, de invitarnos a las reuniones, a los seminarios y talleres. Pensaba yo: Aún enferma trabaja como si no le pasara nada ¡Que pila tiene!
Me gusta el diseño de Any, hoy varios años después, recién puedo dimensionar su trabajo. Gran parte de nosotros hacemos diseño para nuestros clientes, he hecho muchas cosas para muchas empresas, sin embargo, he hecho muy poco diseño para mi mismo. Esa era la diferencia con Any, convirtió su ideología, sus ideas y su forma de vida en su fuente de trabajo. Ella hacia diseño _y no solo como ilustradora_ no para un cliente, hacia diseño para mostrar su pensamiento, para luchar por sus ideas, creo que eso la hace diferente, casi única en la cosmovisión que tenemos del diseño a lo largo y ancho de nuestra América.

Comentarios

Guiye ha dicho que…
muy bueno... hace unos días un mejicano me dijo que yo tengo que hacer más diseño para mi. me llamó la atención también eso en el post.
Ale ha dicho que…
Muy interesante, mas para alguien que siempre miro esos dibujos y portadas de libros, pero nunca supo quien era la Diseñadora. Cosas que uno observa de pequeño.
Urariano Mota ha dicho que…
Catedra Olivera

"Soledad no Recife" ainda não está traduzido para espanhol (apesar de muitos leitores pedirem a sua tradução, não apareceu ainda uma editora de língua espanhola para o livro).
Para a edição em português, podes comprar o livro pela internet aqui http://www.livrariacultura.com.br/scripts/cultura/resenha/resenha.asp?isbn=857559138x&sid=1892119261198700179433074
Saludos

Entradas populares de este blog

El ocaso de la causa

Manifiesto en contra de todo

Ayer